Tags

, , , ,

"Te amo con todo mi corazon, Nisaac"
"Mi mamma es cool"

(1 Cor. 13:1: “…vengo a ser como metal que resuena, o címbalo que retiñe…”) “Bang! Clang! Bing! Bong! Chong!” Noooooo! No estoy hablando otro idioma ni describiendo un episodio de Batman (jaja); estoy describiendo de lo que este blog se trataría si el amor de Dios no fuera su fundamento. ¿Ves?, nuestra obra no es para los hombres, sino para Dios. Estoy segura que cualquiera en el ministerio ha tenido ese momento donde pudo haber jurado que lo que hizo, fue para Dios –pero, ¿que pasó?  No viste los resultados que estabas esperando, y te sientes horrible. Te ofendiste por el resultado final de tu don, o estabas molesto porque nadie te alabó al final del sermón, o servicio de alabanza..etc.

Si! Eso nos ha pasado a todos. No hay NADIE exento de esto, sólo Jesucristo mismo. (Por favor, mantengámonos en la realidad). El factor interesante, es que en ese preciso momento, te olvidaste del amor que hay detrás de la obra y te concentraste sólo en ti mismo. En ese momento, tú sentiste dolor –hubo algún tipo de reacciones molestas que infiltraron tus sentimientos –pero, ¿dónde estaba el amor, la pasión, el deseo de hacer la obra de Dios? ¿Todavía estaba ahí?

El Apóstol Pablo en los versos de arriba, muestra claramente la importancia del amor y lo muy impactante que es el amor. Cuando amamos detrás de nuestro servicio al reino de Dios, esos momentos de inseguridad, ¡Cesan! Esto, es asombroso y la verdadera libertad en Dios, está ahí. Así que, la próxima vez que esos pensamientos asquerosos vengan… recuerda esto: “¿dónde está tu nota de amor?” ¿Dónde está la nota de amor que le das a Dios desde tu acto de rendimiento en el servicio para Él y sólo ÉL? Tu nota de amor, le recuerda a Él, lo mucho que es apreciado y deseado. Dios firmó su última nota de amor con sangre, cuando entregó su único hijo para que nosotros podamos tener vida eterna (Juan 3:16). Él creó el evangelio de la letra roja.. Todo, por AMOR. El amor, es un sentimiento muy poderoso, que puede empujar el pensamiento del hombre para hacer las cosas más locas. Dios quedó flechado con NOSOTROS, hasta el punto de darnos todo.

¿Cuál es tu nota de amor?

-Cynthia